‘Fronterizos’, el club de lectura de la Biblioteca Insular, aborda la controvertida novela erótica ‘Oso’

03 mar 2017

La Biblioteca Insular del Cabildo de Gran Canaria desarrolla el día 6 de marzo, a partir de las 19.00 horas, otra  sesión del club de lectura denominado ‘Fronterizos’, ocupándose en esta ocasión del título ‘Oso’, una novela considerada un escándalo cuando fue publicada hace más de cuarenta años por Marian Engel, y señalada por la crítica como una auténtica parábola sobre la vuelta a la naturaleza. A pesar del impacto que causó su publicación, ‘Oso’ está admitida como una de las mejores (y más controvertidas) novelas de la historia de la literatura canadiense.

Orientado a un público situado en una franja de edad entre los 18 y los 30 años, dispuesto a devorar un tipo de literatura que actualmente sigue conservando su ADN transgresor con el propósito de ayudarnos a afrontar los desafíos que la sociedad actual exige, el club ‘Fronterizos’ que coordinan Armando Javier Álamo Ramírez y Kevin Jesús Rodríguez Brito, ambos alumnos de Fin de Grado en Lengua Española y Literaturas Hispánicas de la ULPGC, aborda esta obra de Engel que narra la historia de una bibliotecaria que mantiene una relación íntima con un oso en una remota isla canadiense.

El libro, considerado un escándalo, le valió, aun así, el Governor General’s Literary Award for Fiction en 1976. Marian Engel, que falleció de cáncer en 1985, fue una apasionada activista por los derechos de los escritores en todo el mundo, y está considerada una gloria nacional en Canadá, siendo alabada por autores como Robertson Davies, Margaret Atwood, Timothy Findley, Alice Munro o Margaret Laurence, con quienes mantuvo una extensa correspondencia. Fue la primera mujer en pertenecer a la junta directiva del sindicato de escritores de Canadá. En 1982 fue nombrada Oficial de la Orden Canadiense.

 

Profundidad erótica

‘Oso’ relata la peripecia de la joven e introvertida Lou, quien abandona su trabajo como bibliotecaria cuando se le encarga hacer inventario de los libros de una mansión victoriana situada en una remota isla canadiense, propiedad de un enigmático coronel, ya fallecido. Ansiosa por reconstruir la curiosa historia de la casa, pronto descubre que la isla tiene otro habitante: un oso. Cuando se da cuenta de que este es el único que puede proporcionarle algo de compañía, surgirá entre ellos una extraña relación. Una relación íntima, inquietante y nada ambigua. Gradualmente, Lou se va convenciendo de que el oso es el compañero perfecto, que colma todas sus expectativas. En todos los sentidos. Será entonces cuando emprenda un camino de autodescubrimiento. Sin lugar a dudas, ‘Oso’ es una obra maestra de la literatura canadiense, y también de la literatura erótica universal.

Engel contó que empezó a escribir ‘Oso’ con el propósito de componer una novela pornográfica que le permitiese ganar un poco de dinero para educar a sus hijos después de su divorcio. Al cabo de algunas páginas, sintió que la obra se escapaba a tal propósito mercantil y cobraba una vida autónoma e insospechada. Lo cierto es que ‘Oso’ logra lo casi imposible: ser una novela a la vez sólidamente literaria y profundamente erótica.

 

Literatura de denuncia

Hay que recordar que el Club Fronterizos de la Biblioteca Insular presume de abordar en sus sesiones una literatura cruda y explícita, marcada por un fuerte carácter filosófico que podría impulsar el debate en torno a temas político-sociales muy vigentes en la actualidad, y hacernos reflexionar sobre si la sociedad ha superado o solventado realmente los problemas de desigualdad que existen entorno a ciertos temas y minorías que siguen estereotipadas.

“Hablamos de un literatura que denuncia la violencia estructural que el sistema trata de esconder o absorber en sociedades presuntamente libres y democráticas. De obras que, debido al alto grado de denuncia que contienen, podrían estar cercanas a la ciencia ficción por la época en la que fueron escritas”, señalan sus dos coordinadores, “porque mucha de la literatura elegida ha marcado a infinidad de lectores de diferentes generaciones y, actualmente, sigue teniendo esa frescura rebelde y transgresora que tuvo en su día para afrontar los desafíos que la sociedad actual exige”, concluyen.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter

Imágenes
Foto
Cubierta de la novela 'Oso', de Marian Engel