La Laguna celebra la vocación regional e internacional de las dos universidades canarias en su 225 aniversario

20 feb 2018

La Universidad de La Laguna celebró anoche en Gran Canaria la vocación regional e internacional de las dos universidades públicas canarias, ambas caracterizadas por la gran vocación de servicio público que les confiere haber sido creadas por exigencias de la sociedad para forjar un mejor futuro para el archipiélago.

Así lo pusieron de manifiesto el presidente del Cabildo de Gran Canaria, Antonio Morales, y el rector de la Universidad de La Laguna, Antonio Martinón, durante la inauguración de la exposición que recorre las siete islas para celebrar sus 225 años de existencia y que recala en la Biblioteca Insular, que acogió un acto en el que no faltaron los cuatro rectores de Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, Francisco Rubio, Manuel Lobo, José Regidor y Rafael Robaina. 

“Queremos visitar las siete islas para poner el acento en esa idea regional, estar al servicio de la Comunidad canaria es nuestra razón de ser, hemos nacido porque la sociedad canaria quiso que naciéramos y eso nos obliga mucho, estamos a su servicio con ganas de ser muy útiles”, subrayó Martinón.

En la Laguna, durante 225 años, “ha habido de todo, nos han abierto, nos han cerrado, y cada vez que nos han abierto ha sido porque la sociedad canaria ha vuelto a exigir y a pelear porque la Universidad siguiera abierta. Hoy todos somos conscientes de la necesidad de los estudios superiores en las islas”.

Además, “el conocimiento no tiene fronteras y la vocación es comernos el mundo, es muy grande para las dos universidades canarias, pero tenemos la ambición de estar presentes y colaborar con todas las del mundo”, concluyó.

Antonio Morales, quien junto al consejero insular de Cultura, Carlos Ruiz, recordó con especial cariño que estudió en La Laguna, celebró que ambas universidades avancen juntas e invitó a recorrer en la Biblioteca Insular sus más de dos siglos de historia, sus momentos difíciles y sus grandes logros. 

“Tiene mucho sentido compartir la alegría de saber viva esta fuente de conocimientos y progreso social, quienes compartimos este acto reconocemos que la formación superior hace tanta falta en Canarias como el agua a nuestros campos”, manifestó el presidente.

Parte de los retrasos sufridos en las islas, prosiguió, se debieron a la carencia secular de formación superior, lo que hizo “perder muchas oportunidades que pasaron por Canarias sin ser aprovechadas”.

De la misma manera, “reconocemos que gran parte de nuestros avances, sobre todo en la etapa democrática y autonómica, se deben a la contribución de las dos universidades que hoy felizmente trabajan en cooperación al servicio de nuestra sociedad”.

‘De donde viene el futuro’

La primera parte de la exposición sigue un orden cronológico que avanza en los paneles denominados ‘Los precedentes (1972-1913)’, ‘La Universidad contemporánea (1913-1931)’, ‘Los años de esperanza (1931-1936)’, ‘Los años oscuros (1931-1963)’, ‘Las primeras universitarias, los años convulsos, expansión y protesta (1962-1992)’ y ‘El salto a la modernidad’. 

La segunda parte de esta muestra, expuesta hasta el 2 de marzo, refleja el presente de la Universidad de La Laguna y cómo proyecta su futuro a través de los diferentes centros y servicios, subrayando una de las actividades que más la caracterizan: la investigación.

La mayoría de las obras expuestas pertenecen a la Biblioteca de la Universidad de La Laguna, pero también se incluye una selección de documentos de gran interés que han sido cedidos por antiguos alumnos y por entidades como el Instituto de Estudios Canarios, la Real Sociedad Económica de Amigos del País y la Biblioteca-Archivo de María Rosa Alonso.

La muestra rememora el Real Decreto de Carlos IV por el que se estableció la primera Universidad Literaria de Canarias en la entonces capital tinerfeña.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter

Imágenes
Foto Foto Foto