EL CLUB DEL CÓMIC DE LA BIBLIOTECA INSULAR DISECCIONA LA OBRA ‘LA MAZMORRA’, DE SFAR Y TRONDHEIM

13 dic 2012

Mañana viernes, 14 de diciembre, a las 18.00 horas, en la Casa-Museo Pérez Galdós, tendrá lugar una nueva sesión del Club del Cómic, cuya actividad impulsa la Biblioteca Insular del Cabildo grancanario y coordina Luciano Díaz. En esta ocasión, el Club abordará los valores de la obra franco-belga “Corazón de pato”, que inaugura la saga “La Mazmorra. Zenit 1”, de los autores Joann Sfar y Lewis Trondheim.

Según adelanta Luciano Díaz, “La Mazmorra” es “una obra de fantasía (espada y brujería) que no elude la parodia y el humor, y que bebe desde Tolkien (“El señor de los anillos”) hasta Robert E. Howard (“Conan el Bárbaro”) pasando por los juegos de rol y por “Dragones y Mazmorras”.

Escrita en 1998 por Joann Sfar y Lewis Trondheim, su éxito “permitió ampliar el proyecto inicial, convirtiéndolo en un mundo complejo y coherente, donde prima la continuidad como puede pasar en “Dragones y Mazmorras” o en Marvel”, añade Díaz, quien define el cómic abordado como “una obra compleja, verdadero cómic-río donde conviven el humor, la fantasía y los procesos de cambio de la persona”.

Este cómic presenta en clave de humor las aventuras de unos personajes que se mueven en un mundo de fantasía y en el que no hay seres humanos: además de criaturas fantásticas, los personajes son animales antropomórficos que pueblan un lugar conocido como La Mazmorra, un lóbrego castillo con tesoros y monstruos, cita obligada para aventureros y dirigido, como si fuera un negocio, por su propietario, conocido como El Guardián.

Serie revelación de los últimos años en el mercado francés, “La Mazmorra”  ha sabido conjugar el interés de crítica y público, tanto en su país de origen como en los Estados Unidos, tradicionalmente poco receptivos al cómic europeo, o España, donde ya se ha alcanzado al ritmo de publicación original y se han reeditado, incluso, los primeros números, gracias, en buena parte, al boca a boca.

El hecho de que “La Mazmorra” presente en cada álbum una historia autoconclusiva, disfrutable en sí misma, ha sido probablemente otra de las razones de su éxito. En ese sentido, cuando sus autores vieron la buena acogida de su apuesta, decidieron ampliar aún más su mundo, narrando también su pasado, su futuro y el de los personajes que la pueblan. Así, dividieron la serie en ciclos de 100 números cada uno que irían realizando paralelamente: “Amanecer”, que narra la creación de La Mazmorra; “Cénit”, que narra su apogeo, y “Crepúsculo”, que abarcaría su futuro. Cada ciclo constituiría una serie, pero el lector que afrontase todos encontraría sutiles referencias a personajes y hechos de otro ciclo, pequeñas pistas de lo que sucederá en el futuro o de lo que ha sucedido en el pasado.

Para su sesión del próximo mes de enero, el Club del Cómic de la Biblioteca Insular, centro adscrito a la Consejería insular de Cultura, Patrimonio Histórico y Museos, que dirige Larry Álvarez, propondrá a sus seguidores el análisis de la obra “La feria de los inmortales”, del dibujante, guionista y director de cine francés de origen serbio Enki Bilal.

 

Compartir en Facebook Compartir en Twitter

Imágenes
Foto